Bomba en Indra: procesan y liberan al único acusado

El juez federal Daniel Rafecas procesó como “partícipe secundario” pero sin prisión preventiva al hasta ahora único detenido por el paquete-bomba que fue enviado a la empresa Indra tres días antes de las PASO. La decisión del juez conllevó la inmediata liberación de Mariano Fresco, quien también fue embargado en $30 mil.

Fresco, de 30 años, había sido detenido junto a su pareja Analía Altamirano el 13 de septiembre, en un allanamiento en la vivienda de ambos en la localidad de Claypole, en el sur del conurbano bonaerense.

Al día siguiente de la detención, Fresco y Altamirano declararon ante Rafecas, quien más tarde excarceló a la mujer pero resolvió que Fresco continuara detenido.

Tras la decisión de Rafecas, Mariano Fresco fue liberado hoy por la mañana, y el magistrado ordenó distintas medidas de prueba, entre ellas un reconocimiento por parte del motociclista que retiró la encomienda dirigida a Indra luego de recibir un mensaje desde un teléfono celular. Justamente, cuando fue indagado, el motociclista negó que Fresco haya sido quien le entregó el paquete.

Sin embargo, según la investigación, el mensaje que recibió el motociclista habría sido enviado desde un teléfono vinculado al ahora procesado como “partícipe secundario”. En principio, la hipótesis que manejan los investigadores es que el paquete fue entregado originalmente por un motociclista de una mensajería porteña que lo había recibido de manos de un hombre aún no identificado en un hotel de Constitución.

El 10 de agosto, tres días antes de las PASO, las oficinas de la empresa española Indra en la Ciudad, la compañía encargada del escrutinio provisorio, recibieron un sobre de correspondencia que contenía un explosivo que detonó en la recepción del edificio de Puerto Madero y causó heridas a dos personas.