Coimas de Odebrecht: Cámara Federal ordena investigar el soterramiento del Sarmiento

La Cámara Federal porteña le ordenó ayer al juez Marcelo Martínez de Giorgi que disponga “medidas rápidas y eficaces” sobre el patrimonio de las empresas investigadas por el pago de sobornos para acceder a la realización de la obra de soterramiento del tren Sarmiento.

Entre las compañías, se encuentran las constructoras Odebrecht, de origen brasileño, e Iecsa, que durante el período bajo análisis judicial pertenecía al primo del presidente Mauricio Macri, Angelo Calcaterra.

La orden llegó a De Giorgi de parte de los camaristas Martín Irurzun y Eduardo Farah, integrantes de la sala II del tribunal, quienes remarcaron que con la información que existe en el expediente ya es momento de que disponga “medidas rápidas y eficaces”, como una inhibición general de bienes, sobre las empresas investigadas. Según fuentes judiciales, el objetivo del fallo de los camaristas es que la causa se detenga a la espera de respuesta de exhortos internacionales y que avance con “medidas eficaces”.

“La instrucción trae aparejado cierto grado de dificultad probatoria sobre determinados aspectos del iter criminis –más que nada en función de los resultados infructuosos que han tenido en otros países los exhortos internacionales–. Pero ello no obsta a la producción de cursos de acción rápidos y que sirvan para obtener mayores precisiones”, sostuvieron Irurzun y Farah.

La investigación en manos de De Giorgi y en la que interviene el fiscal Franco Picardi, analiza la obra pública que tiene un presupuesto 3.000 millones de dólares. En un dictamen de junio pasado, Picardi había advertido que entre 2005 y 2014 hubo un “habitual, complejo e ilícito modus operandi de empresas de origen extranjero y socios locales” para el pago y cobro de sobornos con la obra pública. De Giorgi ya allanó oficinas de Odebrecht, Iecsa y Ghella, entre otras.

Entonces, el fiscal pidió al magistrado que ordene entrecruzamientos de llamados entre el detenido ex secretario de Transporte Ricardo Jaime, su ex asesor Manuel Vázquez, y autoridades y directivos de “Constructora Norberto Odebrecht SA, incluido Fernando Migliaccio Da Silva, Ghella Societa Per Azioni, Iecsa SA y Comsa SA, con sede o filial en el país”.

El ejecutivo de Odebrecht Da Silva intercambió correos electrónicos con un directivo de la empresa en Argentina, Couri Ribeiro, alusivos a una transferencia millonaria vinculada a la Argentina de la que también se escribía con Manuel Vázquez, ex asesor de Jaime y actualmente bajo arresto domiciliario en otra causa por corrupción.