Le concedieron la prisión domiciliaria a Jones Huala

La justicia federal decidió ayer concederle la prisión domiciliaria al líder mapuche Facundo Jones Huala, quien está detenido desde junio del año pasado, a la espera de que se resuelva un pedido de extradición a Chile.

Tras conocerse la decisión, Jones Huala fue trasladado desde la Unidad Penitenciaria 14 de Esquel a la casa de su abuela, en esa misma localidad chubutense, donde el juez del caso, Gustavo Villanueva, consideró que estaban dadas “las condiciones técnicas y socio-ambientales de viabilidad” para que el joven ingrese al Programa de Asistencia de Personas Bajo Vigilancia Electrónica de la Dirección Nacional de Readaptación Social, del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Nación. Según pudo saber PERFIL, el magistrado fijó un régimen de visitas más amplio del que Jones Huala tenía en el Servicio Penitenciario, en contraposición con algunos trascendidos que daban cuenta de que las medidas dispuestas eran más restrictivas.

Sobre el pedido de extradición de Jones Huala debe decidir la Corte Suprema de Justicia de la Nación, adonde llegó el reclamo de su defensa, luego de que en marzo pasado Villanueva considerara que el pedido del país vecino era procedente.

En ese mismo sentido se expidió el Procurador ante la Corte, Eduardo Casal, antes del receso invernal. La detención de Jones Huala se produjo el 27 de junio de 2017, en medio de un control vehicular de rutina, a cargo de Gendarmería, que detectó que pesaba sobre él un pedido de la Justicia chilena.

El requerimiento, vehiculizado por Interpol Chile, estaba basado en la acusación por el incendio de una casa en un campo y la tenencia ilegal de una arma de fabricación artesanal, en 2013. La decisión con la que ayer se benefició a Jones Huala fue como consecuencia de una resolución de la Cámara de Casación, que consideró que estaba bien denegado el pedido de excarcelación decidido por Villanueva anteriormente, pero no obstante eso debían morigerarse las condiciones de detención. Por lo que se ordenó al juez que efectivice la disposición de la prisión domiciliaria.   El movimiento se da en medio del conflicto con la parte de la comunidad Mapuche, en la zona de Villa Mascardi, donde a fines del noviembre pasado fue asesinado Rafael Nahuel, un joven de 22 años, durante un operativo a cargo de Prefectura Naval. Y cuando faltan cuatro días para el primer aniversario de la desaparición de Santiago Maldonado, quien fue visto con vida por última vez cuando participaba de una protesta sobre la Ruta 40, en la zona de Cushamen, para exigir la liberación de Huala.

Fuente: Perfil

Etiquetas en Nota
Compartir Nota