Procesan a ex titular de Superintendencia de Salud de Macri por ser parte de Swiiss Medical

La Justicia procesó a un funcionario de Mauricio Macri por controlar a la empresa donde trabajó hasta días antes de asumir en el Gobierno nacional. La Cámara de Apelaciones confirmó el fallo de primera instancia contra el ex titular de la Superintendencia de Servicios de Salud, Luis Scervino.

En las firmas de los camaristas de la Sala II Martín Irurzun y Eduardo Farah se revocó la falta de mérito que había resuelto el juez Marcelo Martínez de Giorgi. De esta manera, ratificaron el procesamiento a Scervino por incumplimiento de los deberes de funcionario público.

Scervino asumió el 16 de diciembre de 2015 como máxima autoridad de la Superintendencia de Servicios de Salud de la Nación. El rol del organismo consiste en supervisar a las obras sociales y prepagas.

Fue procesado por haber incumplido los deberes de funcionario público. La Ley de Ética Pública lo obligaba a abstenerse de intervenir “durante su gestión, en cuestiones particularmente relacionadas con las personas a las cuales estuvo vinculado en los últimos tres años”.

A principios de año, Swiss Medical denunció a OSDE por la falta de aportes al Estado desde septiembre de 1990. Scervino fue consultor de la primera por 16 años y hasta poco antes de ingresar a la administración gubernamental, por lo que Gabriel De Vedia, titular de la Unidad Fiscal para la Investigación de Delitos Relativos a la Seguridad Social (UFISES) le había sugerido excusarse de intervenir en el caso.

Pese a que el entonces funcionario lo aceptó, según el fallo de la Cámara “se ha probado que, mantuvo un rol protagónico en el trámite que culminó con la aceptación de una erogación por parte de OSDE menor al monto reclamado por el Estado inicialmente. La prepaga acordó el pago de $ 8.500 millones en agosto, cuando el Gobierno exigía una cifra superior a los $ 10.000.

Macri desplazó a Scervino ese mismo mes, luego de la marcha de la CGT, mientras deslizó que era un delegado de la central obrera en el Ejecutivo y su despido fue una señal al triunvirato.

Fuente: Ezequiel Orlando para El Destape web