Procesaron a directivos de una financiera denunciados por Leonardo Fariña

El juez Sebastian Casanello los acusó de lavado de dinero. La causa ya fue elevada a juicio oral.

El juez federal Sebastián Casanello procesó este lunes a cuatro directivos de Provalor, una financiera que tuvo un rol clave en las maniobras desplegadas para fugar el dinero que recibían las empresas de Lázaro Báez, y decretó embargos millonarios sobre sus bienes.

Casanello procesó por lavado de dinero a Jorge Ruiz, Mariano Rubinowicz, José Ariel Fallas y José Sebastián Jabbaz.

Todos, según la resolución, hicieron un aporte clave “para materializar las maniobras de lavado de dinero pergeñadas por Lázaro Báez, sus hijos, Daniel Pérez Gadín, Jorge Oscar Chueco y demás imputados, quienes actualmente se encuentran ante la instancia de debate oral”.

Los procesados tenían roles distintos: Rubinowicz, Jabbaz y Fallas, que se conocían desde chicos y fundaron la financiera Provalor, comandaban la operatoria interna, mientras que Ruiz “detentaba el cargo de Presidente solamente de manera formal, es decir, a los fines de asumir la representación legal de la financiera”.

Dos de los procesados, Fallas y Jabbaz (socios fundadores de Provalor) fueron los beneficiarios finales de Teegan Inc., que luego pasó a manos de Martín Báez, según la documentación aportada a la causa por la Unidad de Información Financiera (UIF).

Los financistas, concretamente, hicieron las gestiones para obtener Teegan Inc. Belice, y los “servicios de remisión de dinero al exterior a través de mecanismos fuera de la normativa y de cualquier organismo de control”.

En su confesión, Leonardo Fariña había detallado el rol de los integrantes de Provalor: “El dinero se entregaba a los dueños de la financiera, porque ellos sabían que si vos vas a solicitar estos servicios…. ellos sabían que el dinero era de Lázaro Báez. Ellos cobran el 1,5% del monto total de la operación como comisión”.

Casanello también procesó a Martín Eraso, quien fue representante en la Argentina del Banco Lombard Odier y participó de los trámites necesarios para la apertura de una cuenta en esa institución.

Para el juez, Eraso “efectuó un aporte necesario para que el entorno de Lázaro Antonio Báez ostente los vehículos societarios para asumir la titularidad de cuentas bancarias, con el objeto de mantener ocultos a los verdaderos dueños de los fondos que allí se dirigieron”.

En la misma resolución, de unas 159 carillas, el juez libró exhortos a Bahamas, Emiratos Arabes Unidos, España y Panamá.

Fuente: Nicolás Pizzi para Infobae

  • Estamos de vacaciones. Pronto volveremos con más noticias

  • Estamos de vacaciones. Pronto volveremos con más noticias

  • Estamos de vacaciones. Pronto volveremos con más noticias

  • Estamos de vacaciones. Pronto volveremos con más noticias

  • Estamos de vacaciones. Pronto volveremos con más noticias

  • Estamos de vacaciones. Pronto volveremos con más noticias